Septiembre 28, 2016 Nutricoaches

El Ejercicio Físico y la Nutrición, Una Aventura diferente cada día


Casi no hemos terminado las vacaciones y ya estamos inmersos en el trabajo, los colegios y los horarios… volvemos a las prisas y al estrés. Rápidamente la ansiedad y el cansancio vuelven a formar parte de nuestras vidas.

Buscando el bienestar, nos planteamos y planificamos actividades que contrarresten este día a día frenético y agotador…

Que el ejercicio físico y la nutrición son importantísimos para mejorar y mantener nuestra calidad de vida y nuestra salud, queda demostrado por las innumerables investigaciones científicas llevadas a cabo hasta el momento.

Captura de pantalla 2016-09-29 a las 0.14.51

La combinación de ambas producen en nuestro organismo efectos sobre el: • Sistema Inmunitario, protegiéndonos de las infecciones; Sistema Nervioso Central, permitiendo al organismo la capacidad de realizar movimientos de mayor complejidad; Sistema cardiovascular, aumentando la eficiencia del corazón, con una reducción de la tensión arterial; Sistema respiratorio, aumentando la capacidad pulmonar; Sistema endocrino, aumentando el umbral frente al dolor y favoreciendo la sensación de bienestar.

• Aparato digestivo, regulando el hábito intestinal y facilitando la asimilación de los alimentos; Aparato urinario, aliviando la sobrecarga de los riñones; Aparato locomotor, mejorando la flexibilidad, la resistencia de los músculos y evitando o retrasando la osteoporosis en los huesos.

• Metabolismo de los hidratos de carbono, permitiendo un control de la diabetes tipo II; Metabolismos de las grasas , pudiendo incidir en el sobrepeso y la obesidad.

A pesar de las recomendaciones de la OMS y de demostrarnos semejantes beneficios, el ser humano encuentra ciertas trabas o boicots que le convencen de quedarse en el sofá y comer por impulso y a destiempo…

Nos ponemos excusas, aplazamos el momento de activarnos, comemos cualquier cosa rápidamente y que nos llene porque siempre vamos con prisa y sin tiempo.

Un gran número de personas apuntadas al gimnasio tras un tiempo acudiendo a él se van desanimando. Pasan de ver el entrenamiento y ejercicio físico como un hobby atractivo e ilusionante a una tarea que, en cuanto tienen o les surge otro plan, posponen y al final abandonan sin más.

Igualmente sucede con el seguimiento de una alimentación equilibrada y saludable para nuestro cuerpo… “En cuanto pasen las fiestas empiezo…”, “Estoy pasando una mala época en el trabajo y alguna satisfacción tengo que tener…”, “Mi tiempo es escaso y como lo que puedo…”. Frases de este tipo llegan a convencernos de que no pasa nada y “Ya lo haré”.

¿Y si tuviéramos una herramienta que nos ayudara a que cada día que nos entrenamos, o cada comida que hacemos, sea un momento diferente y atractivo?

En un gran porcentaje del tiempo empleado para entrenar o para comer no somos conscientes de lo que hemos hecho. Hemos estado pensando en todo menos en lo que estábamos haciendo. Quizá hayamos recordado lo que pasó hace algún tiempo o el día anterior; quizá hayamos estado haciendo planes de lo que vamos a hacer la semana que viene o en las próximas vacaciones…, es decir, que nuestra asistencia al gimnasio o nuestra comida solos o acompañados se han convertido en un momento más, sin aliciente, monótono y, a la larga, aburrido. Por ello, no nos cuesta nada abandonarlo y cambiarlo por algo más interesante o atractivo.

Se ha comprobado que personas que realizan el ejercicio físico de forma consciente, es decir, atendiendo y observando lo que ocurre en su cuerpo en cada movimiento que ejecutan, abandonan mucho menos la actividad física que quienes la realizan de forma inconsciente o con el “piloto automático” puesto.

Lo mismo sucede con quien se propone realizar una alimentación sana. Si en cada bocado se abre a las sensaciones que esa alimentación produce en sus sentidos: notar el olor, ver el color y la forma, sentir el alimento en la boca, cada comida se convierte en una sorpresa, en una aventura como si fuera la primera vez que la degustamos.

Captura de pantalla 2016-09-29 a las 0.14.41

Si somos capaces de movernos y de comer atendiendo a todas y cada una de las sensaciones que producen cualquiera de estas actividades en nosotros, cada día será diferente, cada día será una nueva experiencia.

Captura de pantalla 2016-09-29 a las 0.14.27

Aprendamos a abrir nuestra consciencia, vivamos el momento sin recrearnos en el pasado o en el futuro, practiquemos la Atención Plena en cada cosa que hagamos. Cada minuto es diferente al anterior y será distinto al siguiente.

Se ha comprobado que la práctica de la Atención Plena o Mindfulness nos ayuda a:

  • Controlar el estrés y la ansiedad
  • Dormir y descansar mejor
  • Mejorar la capacidad de concentración y de atención
  • Conocernos a nosotros mismos y mostrarnos tal y como somos
  • Mejorar nuestras relaciones interpersonales
  • Favorecer la creatividad
  • Mejorar la memoria

Con Mindfulness, no sólo aprendemos a observar cómo está nuestro cuerpo y qué sensaciones nos produce la comida. También podemos observar a nuestra mente y darnos cuenta de cómo nuestros pensamientos, del tipo: “No tengo fuerza de voluntad”, “No valgo para esto”, “Ya me he pasado otra vez”, “Jamás conseguiré alimentarme adecuadamente”, nos hacen sentirnos infelices y culpables de todo.

El hecho de abandonar nuestros propósitos, de primeros de año o de después de vacaciones, nos crea un estado de frustración e insatisfacción por no haber alcanzado nuestros objetivos. Nos castigamos y criticamos por no ser constantes, nos reprochamos el no ser perfectos, nos creemos esos pensamientos negativos y destructores…

Captura de pantalla 2016-09-29 a las 0.14.21

Si practicamos Mindfulness con Amabilidad, sin críticas, sin juicios despechados hacia nosotros, observando lo que esos pensamientos intentan boicotearnos constantemente, cualquier actividad será más enriquecedora y más satisfactoria. Nos encontraremos más serenos y más a gusto con nosotros mismos y con los demás.

Practicando la Amabilidad contribuimos a que ese Bienestar, que el Ejercicio Físico y la Nutrición aportan a nuestro cuerpo, alcance también a nuestras emociones y nuestros estados de ánimo. Siempre con Aceptación a lo que nos sucede en cada momento, con Serenidad, sin atormentarnos ni castigarnos. CERREMOS EL CÍRCULO!!!.

Como dice Jon Kabat-Zinn, Mindfulness es ”Conseguir el Bienestar estando más cómodos en nosotros mismos…”.

Realizado por Isabel Lara Hernandez

Experta en Mindfulness en Contextos de la Salud por UCM